EN TU COSMETIQUERA VIVE TU ALEGRÍA

Todas las mañanas (o al menos la mayoría de ellas) después de darte un baño y ponerte algo de ropa encima, lo primero que agarras es una bolsita, algo gastada, pintada de varios colores y que miles de veces de ha sacado del algún apuro. ¿A qué bolsita me refiero? A tu cosmetiquera.

Aunque el hecho de tomar tu cosmetiquera es un acto automático y rutinario en tu día a día, no puedes perder de vista lo que esa bolsita significa, lo que su contenido tiene para ti.

No, no sólo tiene cosméticos, tiene alegrías que van contigo a todos lados. Desafortunadamente, las pequeñas cosas de la vida, que son las que más alegría nos pueden dar, pasan desapercibidas. Y esto es lo que sucede con tu cosmetiquera. Seguramente has olvidado todo lo que ella tiene para ti, todo lo que te ofrece día a día sin que la tomes en cuenta.

¿A qué me refiero? Para que me entiendas mejor, hagamos un juego:
Primero toma tu cosmetiquera, ábrela y toma de ella tu cosmético favorito. ¿Ya? ¿Qué sentiste cuando sacaste ese cosmético? ¿Por qué es tu favorito? ¿Te hace sentir más confiada, más radiante? Es tu cosmético favorito porque genera una sensación distinta en ti. Ya sea porque te costó mucho trabajo obtenerlo o simplemente porque te gusta su color. Sea lo que sea, este cosmético que hace sentir alegre.

La segunda parte del juego consiste en que sin ver, metas la mano en tu boslita de cosméticos y saques alguno al azar. Ahora, recuerda en dónde lo compraste, o si te lo regalaron. Con quién estabas, en qué pensabas cuando lo usaste por primera vez. Más allá de que ese cosmético te guste mucho o no, hubo algo que te hizo adquirirlo, algo sentiste cuando lo probaste por primera vez, siempre algo bueno.

A esto me refiero cuando te digo que en tu cosmetiquera vive tu alegría. Todo lo que ella contiene puede recordarte alguna sensación, algún momento, alguna persona. Es cierto que tu cosmetiquera está llena de alegrías, y para vivirlas día a día es necesario que cuando te maquilles lo hacas con verdadera consciencia de que, lo que estás aplicando a tu rostro, son emociones, sensaciones y pensamientos de alegría, pensamientos de belleza y sobre todo de amor.

No pases por alto tu cosmetiquera, porque ella, es una fuente importante de alegría.

Recent Posts

Leave a Comment

Start typing and press Enter to search